27 de noviembre de 2022

Al menos seis muertos y 81 heridos en un ataque terrorista en Estambul

Se cree que una mujer fue la encargada de detonar el explosivo que provocó el atentado. «El pueblo puede estar seguro de que se castigará a los agresores. Cuatro personas murieron en el lugar de los hechos y dos en el hospital», aseguró el presidente Recep Erdogan.

Al menos seis personas murieron y 81 resultaron heridas este domingo en un ataque terrorista atribuido a una mujer en una de las principales arterias comerciales de Estambul, la capital económica de Turquía. El presidente Recep Tayyip Erdogan denunció un «vil atentado» y prometió que «los responsables serán castigados».

«Hay personas que han muerto en un atentado con bomba a las 16:20 horas en Istiklal. Ofrezco mis condolencias a los muertos y mis deseos de recuperación a los heridos. El Estado encontrará a los organizadores de este ataque terrorista», dijo Erdogan en una comparecencia en la televisión pública TRT. «El pueblo puede estar seguro de que se castigará a los agresores. Cuatro personas murieron en el lugar de los hechos y dos en el hospital», agregó el mandatario.

Erdogan hablaba momentos antes de emprender su viaje a Indonesia, donde arrancará el martes la cumbre de jefes de Estado del G20. «Por lo que me ha dicho el gobernador (de Estambul, Ali Yerlikaya), tiene aspecto de ser terrorismo. Se cree que hay una mujer implicada. Pero se tomará una decisión definitiva tras la investigación», matizó el líder islamista.

Las hipótesis que se manejan

La calle Istiklal, una avenida peatonal llena de comercios que arranca en la emblemática plaza de Taksim, está a toda hora llena de transeúntes, entre ellos muchos turistas. El ministro de Justicia, Bekir Bozdag, planteó en declaraciones al canal A Haber una hipótesis según la cual una mujer habría colocado una bolsa con un explosivo en medio de la peatonal antes de alejarse. «Hubo una mujer que estaba sentada en un banco un rato largo, más de 40 minutos, luego se levanta y uno o dos minutos después ocurre la explosión», dijo Bozdag aclarando que aún se desconoce la identidad de la mujer.

«Hay dos posibilidades. O bien en la bolsa o mochila había un mecanismo (temporizador) y estalla sola, o bien alguien la detona a distancia», agregó Bozdag, quien señaló que se evalúa la implicación de varias organizaciones terroristas, pero de momento no se puede atribuir a ninguna, y advirtió que se sabrá más cuando se haya investigado el explosivo utilizado y la identidad de la mujer mencionada.

«Un ruido ensordecedor»

La policía acordonó el lugar del incidente por temor a una segunda explosión. Un imponente despliegue de las fuerzas de seguridad bloqueó también el acceso al barrio y a las calles aledañas. «Estaba a unos 50 metros de distancia, de repente hubo un ruido de explosión. Vi a tres o cuatro personas en el suelo», declaró a la prensa un testigo, Cemal Denizci, de 57 años. «La gente corría presa del pánico. El ruido era enorme. Había humo negro. El ruido era tan fuerte, casi ensordecedor», informó Denizci.

La explosión, que provocó llamas, se escuchó de lejos y desencadenó el pánico entre los transeúntes, según imágenes difundidas en las redes sociales en las que se ve un gran cráter negro y varios cuerpos tendidos en el suelo. En el barrio vecino de Galata, muchas tiendas decidieron cerrar y algunos transeúntes, que llegaron corriendo desde el lugar de la explosión, tenían lágrimas en los ojos.

La autoridad de radiotelevisión turca decretó poco después del ataque una «prohibición temporal» de emitir imágenes del lugar de los hechos y de dar información sobre posibles sospechosos, exceptuando declaraciones de autoridades, para no entorpecer la investigación en curso.

Un partido de fútbol que iba a tener lugar entre el Besiktas y el Antalyaspor, en el estadio titular del primero, situado a solo 700 metros de Taksim, debió ser suspendido según informó la Federación Turca de Fútbol. Sin embargo, tanto las líneas de tranvía como las de subte en la zona de Taksim y los barrios adyacentes funcionaron con normalidad poco después del ataque, informaron residentes de la zona.

En 2016 hubo varios atentados terroristas en Turquía, la mayoría de redes del grupo yihadista Estado Islámico (ISIS), en Estambul, uno de ellos en la propia calle Istiklal. Sin embargo, tras la masacre causada por un yihadista en los festejos de fin de año en una discoteca a orillas del Bósforo, no hubo más atentados en la ciudad. 

Las primeras reacciones

Entre las reacciones internacionales se destacó la de Grecia, país con el que Turquía mantiene una disputa por las islas en el mar Egeo y una retórica cruzada con respecto a los contingentes migratorios en la zona. «Grecia condena de manera inequívoca el terrorismo, y expresamos nuestras sinceras condolencias al gobierno y al pueblo turco», dijo el ministerio de Exteriores griego en un comunicado.

El secretario general de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), Jens Stoltenberg, expresó sus condolencias, mientras que el jefe de la diplomacia europea, Josep Borrell, señaló en su cuenta de Twitter: «Horribles noticias desde Estambul. Nuestros pensamientos están con el pueblo de Turquía y las familias de las víctimas del ataque que tuvo lugar esta tarde. Deseo a los heridos una pronta recuperación».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *