22 de febrero de 2024

Despertar Entrerriano

Diario de Concordia

Charlamos con Ezequiel Dri sobre el oficio del bicicletero: Más de tres décadas en el rubro

Ezequiel Dri de Bicicleterias Paco.

En una nueva entrega de «Entrevistados» de Diario Despertar Entrerriano nos adentramos en la historia de Ezequiel Dri, dueño de Bicicleterías Paco, un establecimiento con más de tres décadas de presencia en la ciudad de Concordia. Originario de Federación, Dri eligió la bicicletería como su primer emprendimiento al llegar a Concordia siendo aún joven.

En la entrevista, Ezequiel Dri comparte sus vivencias desde los inicios de Bicicleterías Paco, destacando cómo ha evolucionado el rubro a lo largo de los años. Se adentra en las actualizaciones y desafíos que ha enfrentado como empresario en este sector. La pasión por las bicicletas y el compromiso con la calidad y servicio al cliente son pilares fundamentales en la filosofía de su negocio.

El entrevistado de esta ocasión, revela sus percepciones sobre cuál considera la mejor bicicleta, basándose en su experiencia y conocimiento del mercado. La entrevista proporciona una visión única sobre el mundo de las bicicletas, desde los desafíos cotidianos hasta la búsqueda de la excelencia en el servicio.

En este sentido, Dri nos dijo que sus inicios se dan cuando desafortunadamente tuvieron que cerrar por problemas económicos en Federación y fue ahí cuando vinieron a Concordia. «Terminé de estudiar y decidí abrir mi propia bicicletería dónde lo tuve trabajando en mi empresa a mi viejo» y detalló que el nombre de la bicicletería se llama así por su padre. «En Federación fue Bicicletería Paco, entonces cuando vinimos a Concordia, abrí y puse el mismo cartel».

«Si no conoces a Bicicletería Paco no sos de Concordia…»

«Fue importante que se mantenga el rubro en la familia, algo que siempre lo tengo presente. Desde chico siempre tuve algún trabajo como bicicletero arreglando a mis amigos, conocidos con algo muy pequeño. Es por eso que siempre fui generando conocimientos y conceptos más allá de los distintos avances que fue teniendo esta profesión», destacó el entrevistado.

Sobre sus comienzos recordó que su padre lo ayudaba en algunas cosas pero que en Concordia tuvo grandes maestros. «Franzoi es una de las personas con las cuales mayormente aprendí, pero siempre intente estudiar solo el rubro y ganarme el espacio yo solo», remarcó Dri.

DDE: ¿Cómo funciona la bicicletería en días y horarios?

BCP: «Trabajamos de lunes a viernes de 08.00 de la mañana a 13:00 hs y por la tarde de 15:30 a 20:00 hs. Ahora después de 30 años decidí abrir solamente los sábados de mañana para hacer deportes, pasar con la familia. Me gusta compartir momentos con mi familia».

«Es como un taller de autos o de motos, ingresa la bicicleta, se ve en qué está fallando, se la desarma, se cambia la pieza que está rota y por ahí clientes que requieren servicio completo. Por ahí, no es como en otros rubros, en el mío vos observas si se cambia o no la pieza en otros por ejemplo te pueden embromar, vos miras si tenes cubiertas nuevas o no».

DDE: Es bicicletero pero… ¿tiene bicicleta propia?

BCP: «No, no utilizo mucho la bici. Si para compartir con mis hijos los fines de semana. La tengo colgada y como en ocasiones especiales salgo a pedalear. Me gusta hacer otra actividad, no tanto salir a disfrutar de la bici».

DDE: ¿Cuál es la mejor bicicleta?

BCP: «Uh, hay muchas. Tenemos que irnos a algo de carbono, como una Trek pero estamos hablando de un monto muy elevado de dinero. Acá en el mercado, que no es tan cara y anda muy bien son las Venzo o Zenit».

DDE: ¿Se actualiza el rubro?

BCP: «Se actualizó bastante ahora en este último tiempo con la rodado 29, que se puso de moda. Es otra forma de andar en bici, pedaleas lo mismo y avanzas mucho más. No es tanta tecnología, sino en los cambios de la bici que es punto por punto, es algo más sofisticado pero se actualizan si como todas las cosas».

«Por ejemplo, a las rodados 29 se le agrandó un poco más la rueda por lo cuál pedaleas un poco más y avanzas más también. Todo lo que es avance tecnológico a mi me gusta, si es para bien de la profesión me parece perfecto. Los cambios son otro de los grandes avances que tuvo la bicicletería».

DDE: ¿Cómo impacta su profesión en la sociedad?

BCP: «Hoy día al rubro se lo ve con buenos ojos, el rol del bicicletero es mucho más respetado que en otras épocas, eso se nota y mucho. Estamos más presentes, por eso se cobra un poco más caro a los trabajos porque siempre estamos presentes».

DDE: ¿Cómo estará el rubro bicicleterías dentro de 10 años?

BCP: «Para mi modo de ver irá creciendo año tras año, pero no solo por el deporte en sí, sino que económicamente también. Yo veo como se avanza y es muy positivo. Todo depende de una cuestión económica como en todos los rubros, quizá en un tiempo todos puedan adquirir una moto lo cual eso también está bueno porque significa que las personas van avanzando».

«La bicicleta se basa mucho en el bienestar, en el deporte de las personas. Esperemos que esta impronta se pueda mantener durante mucho tiempo no solo acá en Concordia sino en muchos lados. Hay varios países en Europa que utilizan la bici como medio de vida, creo que deberíamos imitar un poco también estas costumbres».

«Como me dijo mi papá una vez, ‘la bicicleta nunca desapareció ni va a desaparecer’, siempre aparece uno pedaleando».

DDE: ¿Cuáles son los desafíos de su profesión?

BCP: «Todavía se ven pocas bicicletas dando vueltas en la calle, tenemos el hábito de sacar el auto para hacer cinco cuadras. Por ahí hay gente que vive a 10 cuadras del trabajo, saca el auto por unos minutos, después su mismo auto está parado por cuatro horas para que luego tenga que arrancar otra vez para regresar a su casa, va más por la comodidad que intentamos tener».

«Si usas la bici vas más rápido, haces deportes, tienen menos minutos de recorrido para ir y volver a casa por ejemplo. Siempre aparece alguien para arreglar una bici o que quieren arreglar alguna para nene o la nena para las fiestas o que pasa de grado».

«La bici es algo muy independiente para los chicos, pedalea y va dónde quiere. Es de los primeros regalos que nos hacen cuando somos niños, si bien estamos atrás mirando cómo van, es la primera independencia de los chicos después de caminar».

«No creo que sea un desafió mantenerse, como te supe explicar antes, siempre aparece alguien que quiera regalar, comprar o arreglar una bici».

DDE: ¿Cómo fue evolucionando la profesión desde sus inicios hasta ahora?

BCP: «Se notan muchos los cambios y me atrevo a decir que fue de un 100% porque antes arreglábamos dos o tres modelos de bicicletas, ahora cambió mucho todo. Se perfeccionó, no sé si se volvió profesional, pero sí un poco más detallista».

«Ahora hay muchos grupos de pedaleo con quienes trabajó con casi todos ellos».

DDE: ¿Las personas se cuidan cuando andan en bicicleta?

BCP: «Se venden más cascos, pero se ve que lo utilizan muy poco. La gente no tiene esa costumbre de ponerse el casco, rodilleras o coderas para salir a pedalear. Ahora está reglamentado, pero se ve que no lo toman como una obligación su utilización».

DDE: ¿Cuáles son las habilidades para el que rubro no caiga?

BCP: «Primero, que lo aprendí hace poco, es amar lo que uno hace. Si uno ama lo que hace, le pone ganas, esmero, tiempo y corazón, todas las cosas salen bien. Luego, ser responsable y no joder a la gente es lo que te caracteriza y hacer que nos vuelvan a elegir. Por ahí nos demoramos un poco porque hay mucho trabajo pero siempre intentamos cumplirles y cobrarles relativamente en precio para mantener a esos clientes».

DDE: ¿Es una vocación, profesión o un oficio?

BCP: «Lo veo como un oficio, después nunca me puse a pensar por qué, pero ser bicicletero es un oficio. Es algo con lo que uno nace, la vida te lo tiene predeterminado pero no solo nos pasa a nosotros, sino a todas las personas que triunfan de lo que le gusta. En mi caso fue así, pero también casos de muchos bicicleteros de Concordia también fue así. Viene generalmente de familia esto».

«Este rubro para mi es una combinación de pasión, conocimiento, conexión comunitaria, bienestar y posiblemente un medio de vida».

DDE: ¿Volverías a elegir esta profesión?

BCP: «Si, sin dudas que la vuelvo a elegir. No estoy para nada arrepentido de mi trabajo. Por ahí las vueltas de la vida te llevan a replantearse por qué no hice otra cosa, pero después pasa. No me arrepiento de lo que hago».

«En 10 años voy a seguir trabajando, quizá no al público pero sí algo mucho más interno de la bicicletería. Me gusta mucho hacer ruedas de motos, quién te dice y me voy para ese rubro. Uno valora más las cosas cuando tiene más experiencia, acá viene la gente y ya no son clientes si no que son uno más de la familia. Si vuelvo a nacer, sin dudas que lo vuelvo a elegir 100 veces».

«Después de tantos años, es probable que tenga un conocimiento profundo sobre bicicletas, sus componentes, técnicas de manejo, y posiblemente, sobre la industria en general». 

DDE: ¿Qué consejos le daría a todos aquellos que están comenzando un emprendimiento?

BCP: «Faltan más bicicleterías, más talleres. Es un rubro que te da de comer. Hay que meterle ganas y corazón para poder triunfar, esa es la base. Por ahí hay golpes, pero es cuestión de levantarse y seguir para poder salir adelante».

Te invitamos a que conozcas más detalles sobre el rubro bicicleterías de la mano de Ezequiel Dri de Bicicleterias Paco, viendo la entrevista completa de «Entrevistados» próximamente disponible en nuestro canal de Youtube: Diario Despertar Entrerriano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

YouTube
YouTube
Instagram
WhatsApp